top of page
  • Laura Calegari

EVTOL: La Movilidad Sostenible Aterriza en Brasil

El sector de la aviación es un sector muy relevante en la economía mundial ya que representa algo más del 4% del PIB mundial. Para ponerlo en perspectiva, si fuera un país, la aviación sería la decimoséptima economía mundial que anualmente mueve cerca de 4.000 millones de pasajeros. Esta, ha ido evolucionando gradualmente a lo largo de los años y contribuye sustancialmente al desarrollo tecnológico de otros sectores. Entre sus compromisos más recientes está el de ser cada vez más sostenible por lo que las inversiones más recientes se centran en el desarrollo, por ejemplo, de combustibles sostenibles y el uso de la energía eléctrica para reducir las emisiones.


Una de las principales actuaciones en marcha en estos momentos es el desarrollo de vehículos voladores de propulsión eléctrica, denominados EVTOLs, que forman parte del ecosistema de Advanced Air Mobility que incluirá también la infraestructura necesaria para operar estos vehículos, los procedimientos de vuelo y otros elementos clave para la seguridad y eficiencia de este nuevo modal.


DRONES - EVTOL

Para entender mejor esta evolución, demos un paso atrás, hablemos de algo que ya está incorporado a nuestra vida cotidiana: los vehículos aéreos no tripulados, los DRONE. Los drones hoy en día son herramientas indispensables en diferentes sectores de la industria, agricultura, construcción, seguridad, y muchos otros segmentos. Poco a poco están evolucionando hacia nuevos terrenos, como el reparto de mercancías de pequeño volumen que también empieza a dar pasos hacia el transporte de personas.


Los EVTOLs, vehículos eléctricos de despegue y aterrizaje vertical, podrán revolucionar la forma en que nos movemos por las ciudades, generando más integración entre los modos de transporte que conocemos. No solo traerán beneficios en cuanto a la eficiencia del transporte, sino también en cuanto a la reducción de la contaminación y la mejora de la calidad de vida en las ciudades. Seguramente muchos de ustedes se preguntarán si los EVTOL serán algún día una realidad. La respuesta es SÍ.



EVTOLS EN MERCADOS INTERNACIONALES

Actualmente existen diversas empresas dedicadas a la investigación y desarrollo de estos vehículos en todo el mundo. Hay varias autoridades y entidades del sector trabajando en el desarrollo de procedimientos y normas para que esta operación sea tan segura como la aviación tal y como la conocemos hoy en día. En este momento algunos de los fabricantes ya están probando sus vehículos para iniciar los procesos de certificación, un paso importante para la implantación de su uso.


Se espera que, en los próximos años, a partir de 2024, se certifiquen algunos vehículos para el vuelo tripulado, y en el futuro, con la evolución del ecosistema en general y la confianza de la población en relación con este nuevo medio de transporte, estos vehículos podrían llegar a ser autónomos.


Y ¿cómo se integra EVTOL con los modelos de transporte que ya conocemos?


En una reciente investigación realizada en algunas de las principales capitales de Brasil, el 79% de los ciudadanos entrevistados afirmaron creer que la integración de uno o más medios de transporte aporta beneficios a las ciudades. Hoy en día, la mayoría de los grandes centros urbanos cuentan con distintos medios de transporte que funcionan de forma integrada. Con la evolución tecnológica, se abren aún más posibilidades de integración. Bicicletas, coches particulares, autobuses, trenes, taxis y vehículos de aplicación funcionan de forma integrada para ofrecer más alternativas a los usuarios.


En grandes ciudades como Río de Janeiro y Sao Paulo, los helicópteros son una realidad como alternativa a los atascos. Sin embargo, la gran mayoría de los medios de transporte actuales tienen en común rutas preestablecidas, que limitan la flexibilidad de los usuarios. Con la popularización del automóvil, estas rutas se congestionan, afectando a la calidad de vida de la población


Por último, todos los medios de transporte actuales, excepto la bicicleta y los coches eléctricos, contribuyen enormemente a la contaminación atmosférica y sonora. Según investigaciones, el 44% de los ciudadanos de Sao Paulo tienen o han tenido problemas de salud relacionados con la contaminación.


Difumando barreras


Romper las barreras entre el transporte terrestre y el aéreo, incorporando el EVTOL como una alternativa más entre los actuales medios de transporte, pasando de rutas preestablecidas a múltiples opciones; contribuye a una menor congestión en las ciudades, lo que conlleva también una reducción de la contaminación atmosférica y acústica.


Los EVTOL tendrán una autonomía de entre 150 y 200 km aproximadamente. Esto permite no sólo conectar varios puntos dentro de una ciudad, sino también varias ciudades de una región. Todo ello de forma sostenible e innovadora, ya que funcionan con baterías eléctricas que no generan emisiones y tienen bajas emisiones de ruido. Se espera que los EVTOLs se conviertan en una opción de transporte cada vez más popular y accesible en zonas urbanas congestionadas.



Algunas de las empresas del sector estiman que inicialmente el valor medio de un trayecto de 15 minutos, que podría ser capaz de cubrir considerables recorridos urbanos, costará entre 50 y 100 dólares. A medida que el mercado evoluciona y madura, este valor tiende a disminuir. Esto significa que, en ciudades muy congestionadas, como Sao Paulo o Río, los viajes en EVTOL pueden costar un poco más que un taxi, sin los inconvenientes del tráfico, y bastante menos que un vuelo en helicóptero.


Brasil es un país de proporciones continentales con una geografía muy particular que tiene todos los ingredientes para el desarrollo de este nuevo medio de transporte, donde el transporte aéreo es la única alternativa viable para conexiones rápidas en varias regiones.


Tiene una enorme densidad urbana, concentrando algunos de los mayores centros urbanos de América Latina, especialmente Sao Paulo, que es el más grande. Su tráfico es intenso, caracterizado por largos embotellamientos que contribuyen al aumento de la contaminación, afectan la calidad de vida de la población y la economía. Con un enorme potencial para mejorar la conectividad intracity e intercity, dado su importante desarrollo tecnológico y económico.


En la actualidad, dispone de una amplia flota de helicópteros en operación. Recientemente, Sao Paulo se ha convertido en la ciudad con la mayor flota del mundo, superando a Nueva York. Este escenario llevó al DECEA (Departamento de Control del Espacio Aéreo) a crear un procedimiento específico para las operaciones de helicópteros en SP, que podría ayudar mucho en la elaboración de procedimientos dedicados a la operación de EVTOL.


Para ilustrar el potencial de Brasil en el desarrollo de la Advanced Air Mobility, traemos aquí 3 casos potenciales de utilización de esta novedad en Brasil en la modalidad intercity. Se presentarán tres enfoques: una línea de negocio, una conexión turística y una conexión con finalidad social.


Conexión Sao Paulo – Litoral Paulista (santos) – Línea de negocios


El caso 1 trata de una posible conexión de negocios con la ciudad de Sao Paulo, el centro de negocios más importante del país. Se calcula que aproximadamente el 11% de la población de la capital paulista es fluctuante, personas que se desplazan de otros centros urbanos para trabajar en la capital. Son muchas las ciudades que mantienen esta estrecha relación con Sao Paulo, con un enorme potencial para el desarrollo de conexiones aéreas a través de la AAM. Entre ellas están las conexiones SP- Campinas, SP- Guarulhos (GRU-CGH), SP- Santos, y otras. Como ejemplo hemos seleccionado la ruta SP-Santos.


Santos es una ciudad del litoral del estado de São Paulo donde se encuentra uno de los puertos más grandes y concurridos de Brasil. Existe una importante conexión de negocios entre las dos ciudades, situadas a sólo 79 km de distancia. Sin embargo, en periodos como fin de año o verano, el volumen de vehículos que viajan de la capital a la costa es tan grande que el sistema viario se colapsa, perjudicando no sólo a los que van a descansar a la costa, sino también a los que hacen negocios entre las dos ciudades.


El fin de 2022 se registraron 4,8 millones de vehículos en las carreteras Anchieta-Imigrante. Es como si todos los vehículos de Madrid viajasen a la costa en un periodo de 1 a 2 días. En algunas épocas del año se pueden tardar 6 u 8 horas en coche en recorrer los 79 km. Por otro lado, un viaje en helicóptero entre las dos ciudades, que podría ser una alternativa ya que sólo dura 30 minutos, puede costar aproximadamente 300 euros.


En este contexto, la conexión por EVTOL sería una alternativa más viable para un ejecutivo que necesite desplazarse entre las dos ciudades para una reunión, por ejemplo, sin que ello suponga una pérdida excesiva de tiempo o una alta inversión financiera.


Conexión Porto Alegre - Gramado – Alta demanda de turismo

En el segundo caso se plantea estudiar el potencial de la ruta entre Porto Alegre y la ciudad turística de Gramado, al sur de Brasil. En una reciente encuesta se identificó que Gramado es el destino nacional preferido por los turistas brasileños, seguido de las capitales del nordeste brasileño, como Fortaleza, Recife o Salvador. El aeropuerto de Porto Alegre es la puerta de entrada gran parte de los turistas que vienen de otras regiones del país y tienen como destino final Gramado. A partir de allí la conexión se da por el modal terrestre (autobús, vans o coches).



Debido a la congestión observada en horas punta en las vías de conexión entre POA-Gramado, el trayecto de aproximadamente 120 kilómetros puede llegar a 3 horas. La viabilidad de implantar un aeropuerto en la región para satisfacer esta demanda es objeto de debate desde hace muchos años. Sin embargo, el proyecto nunca se llevó a cabo debido a la elevada inversión necesaria, posiblemente relacionada con las características geográficas de la región (montañosa).


En este contexto, una solución menos costosa y que podría ofrecer una alternativa al turista en el tramo entre POA y Gramado es la implantación de un vertipuerto en la región, que podría atender esta demanda de forma constante


Zonas Aisladas – Integración Social


Por último, el tercer caso tiene un carácter social, de integración y conexión. Como puede verse en el mapa de al lado, el Plan Aeroviário Nacional 2018-2038 identificó varias regiones del país en las que se puede tardar más de 11 horas en llegar al aeropuerto más cercano. En caso de emergencia sanitaria, por ejemplo, esta población tendría muchas dificultades para desplazarse. Así siendo, para el caso 3 elegimos una eventual conexión entre la ciudad de Gurupa y Macapá.



Gurupa está en Pará, relativamente cerca de la capital, Belém (unos 300 km), en el lado opuesto de Macapá (capital de Amapá) en el río Amazonas (173 km), cerca de Altamira y de la hidroeléctrica de Belo Monte, la cuarta mayor del mundo. De estas características se deduce que la ciudad no está en una región aislada. Sin embargo, la geografía local hace que los desplazamientos sean complejos.

Debido a la densa selva, los ríos y las pocas conexiones terrestres, Gurupá se encuentra en esta región roja del mapa. Desde allí, se tarda 12 horas en barco en llegar a Macapá (la capital más cercana) y hasta dos días en coche. Gurupá no es una ciudad económicamente potente, la administración pública es el principal motor de la economía local. Construir un aeropuerto en Gurupá no sería viable, no es una región con demanda suficiente para ello. Esta es una situación observada en muchas otras ciudades de la región.


Como alternativa, una base vertipuerto cercana, en el radio de los vehículos, podría representar una inversión baja que permitiría promover esta integración regional entre varias subregiones de la Amazonia, por ejemplo.


Y, ¿Qué sigue?


Lo primero que hay que hacer es analizar la demanda potencial. A través del análisis de las variables socioeconómicas, las particularidades de cada región, el objetivo de cada ruta y la interacción con otros medios de transporte, entender cuál sería el volumen estimado de pasajeros a futuro y con estas estimaciones calculamos y definimos las necesidades de infraestructuras para cada horizonte de implantación, a corto, medio y largo plazo.





Estas necesidades determinarán cuáles serán las inversiones necesarias y permiten elaborar un plan de negocio, aunque la ruta tenga una función social, para entender la dinámica asociada a su operación. Con estos y otros análisis complementarios hechos, es posible realizar un amplio análisis de viabilidad que determinará el potencial de la ruta y su adherencia al objetivo planteado.

Comments


bottom of page